in

La liberación del activista Joshua Wong aviva las protestas de Hong Kong

Recibido entre vítores por los manifestantes contra la ley de extradición a China, pide la dimisión de la jefa del Gobierno local, Carrie Lam

Por si no fueron bastantes los cientos de miles de personas – dos millones según los organizadores y 338.000 a tenor de la Policía – que se manifestaron ayer en Hong Kong por la retirada de la ley de extradición a China, este lunes ha salido de la cárcel su activista más popular, el joven Joshua Wong. Líder de los movimientos estudiantiles que pararon la Ley de Educación Patriótica en 2012 y de la «Revuelta de los Paraguas» en 2014, Wong acaba de cumplir una pequeña pena de cárcel por desacato en el momento más tenso que vive Hong Kong en los últimos años.

Nada más salir de prisión, se ha dirigido a la sentada que cientos de personas mantienen ante el Parlamento local, donde ha sido recibido como una estrella de cine. En medio de una nube de periodistas, subido a una escalera, ha animado a seguir con las protestas hasta que la polémica ley de extradición sea retirada y dimita la jefa ejecutiva de Hong Kong, Carrie Lam.

«Ella es la auténtica líder de este movimiento, ya que ha sacado a millones de personas a la calle con su actitud terrible», explicó ante un grupo de periodistas extranjeros cuando ABC le preguntó si iba a ser el cabecilla de estas protestas, que no tienen un rostro visible que las dirija. Aunque reconoció no tener aún ninguna estrategia tras su liberación, destacó que «la gente se ha coordinado durante los últimos meses y esa ha sido la novedad con respecto a los movimientos anteriores». Congratulándose de que la movilización política ha vuelto cinco años después de la fallida «Revuelta de los Paraguas», que pedía pleno sufragio universal, se confesó «impresionado» por la masiva asistencia a las manifestaciones de la última semana.

En su opinión, Carrie Lam tiene que dimitir antes del 1 de julio, cuando habrá otra manifestación por el 22º aniversario de la devolución de Hong Kong a China, porque «se ha convertido en una carga para el ˝Emperador˝ Xi Jinping», quien tendrá que hablar de este tema con el presidente de EE.UU., Donald Trump, en la cumbre del G20 que se celebra la próxima semana en Japón.

La liberación ha avivado las protestas de Hong Kong, ya que los acampados ante en el Parlamento se han concentrado ante la oficina de la jefa ejecutiva para reclamar su dimisión y la retirada total de la ley de extradición a China, que ha revolucionado a la ciudad.

Más información


  • China fracasa al intentar imponer su modelo autoritario a Hong Kong

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comments

0 comments

¿’Escucha’ tu móvil tus conversaciones privadas?

El Sínodo de la Amazonía reflexionará sobre la ordenación de hombres casados